sábado, 17 de octubre de 2020

INSTITUTO GLAUX

NIVEL PRIMARIO…


EL PAPEL DEL JUEGO EN EL APRENDIZAJE DEL INGLÉS

Escribe: Prof. Johanna Jazmín Abraham - Nivel Primario Instituto GLAUX.1

Entre las estrategias que usamos en el Glaux para enseñar una segunda lengua se cuentan, por ejemplo, los juegos de mesa y los juegos de roles. Estas dinámicas, que enriquecen y estimulan a alumnos y docentes, son tan divertidas como efectivas.


Aprender una segunda lengua no es algo fácil: requiere de mucha práctica, exposición al y uso constante del idioma. Además, los maestros de Inglés nos encontramos con un obstáculo frecuente al que nos tenemos que enfrentar: la falta de incentivo que presentan los alumnos para comunicarse en el idioma extranjero durante las clases. Muchas veces, los niños piensan que hablar y que les hablen en inglés no les sirve, que no es necesario, que es aburrido; o simplemente se ven inhibidos por el miedo a cometer errores. Frente a todo esto, el juego es una herramienta clave para transformar el aprendizaje del idioma en algo placentero, motivante, entretenido e interesante.
Para Vygotsky, el juego es la actividad principal del niño que impulsa su desarrollo mental. Concretamente, de ciertas funciones como la atención y la memoria. A su vez, es un gran recurso socio-cultural mediante el cual el niño construye su realidad y su aprendizaje de forma significativa; esta interacción social fomenta el desarrollo del individuo. Mediante el juego, los niños pueden aprender la lengua extranjera de la misma manera en que adquieren la lengua materna, sin atender a que están aprendiendo y estudiando.
A continuación, detallaré cinco tipos de juegos que en la escuela nos resultan muy efectivos a la hora de enseñar y aprender el segundo idioma.
Juegos con tarjetas didácticas: las tarjetas didácticas contienen dibujos o fotos relacionadas con el vocabulario que los alumnos están aprendiendo. Ayudan a asociar palabras con imágenes de manera directa y permiten desarrollar innumerables juegos que resultan muy divertidos, como por ejemplo, juegos de memoria, de clasificación o de adivinanza.
Juegos con canciones y acciones: estos juegos se centran en el aprendizaje a través del movimiento físico basados en el método “TPR” (Total Physical Response, “Respuesta Física Total”). Las actividades de TPR se basan en las instrucciones con verbos de acción y el vocabulario que se desea enseñar. Algunos conocidos son “Simon Says” o “Head, Shoulders, Knees and Toes”.
Juegos de mesa: además de ayudar a reforzar estructuras y vocabulario, estos juegos impulsan el desarrollo de habilidades sociales como compartir, ser compañero, tener paciencia y respetar turnos.
Juegos de roles: en estos juegos los estudiantes asumen un determinado rol en la dramatización de una situación cotidiana. Estas actividades aumentan la confianza, disminuyen las inhibiciones y proporcionan experiencias de aprendizaje memorables y auténticas.
Juegos clásicos adaptados al inglés: hay muchos juegos simples y conocidos que resultan muy entretenidos y enriquecedores para reforzar el aprendizaje de vocabulario y sólo requieren de lápiz y papel o del pizarrón del aula. Algunos presentan desafíos para resolver individualmente, como las sopas de letras y los crucigramas; otros de manera grupal, como el ahorcado o el bingo.
Es importante destacar que, para que estas actividades se lleven a cabo de manera efectiva, armoniosa y divertida, establecer reglas y consignas claras es esencial. El rol docente aquí es fundamental: se debe explicar, modelar y, de ser necesario, practicar la actividad previamente para asegurarse de que todos comprendan el juego, así como también monitorear y dirigir su desarrollo hasta que el mismo llegue a su fin.
Para concluir, me gustaría agregar que el uso de actividades lúdicas no sólo enriquece a los alumnos, sino que también estimula a los docentes. Es realmente gratificante ver cómo ellos utilizan el idioma de una forma divertida y diferente sin ser conscientes de que están aprendiendo. En muchas ocasiones es necesario romper con la monotonía de la clase y las actividades tradicionales que pueden llevar a que algunos alumnos se desmotiven y pierdan el interés por aprender una segunda lengua.

El Instituto GLAUX, fundado en 1989, brinda escolaridad laica y mixta, con opción bilingüe en inglés -título oficial-. Nivel inicial desde los dos años (ambos turnos y jornada completa). Nivel Primario turno mañana con talleres en turno tarde. Bachillerato NES con Orientaciones en “Artes - Artes Visuales” y “Economía y Administración.” Opcional “Inglés intensificado.” institucionales@glaux.edu.ar - www.glaux.edu.ar

No hay comentarios:

Publicar un comentario