sábado, 18 de julio de 2020

SALUD

OPINIÓN DE ESPECIALISTA


LA PUBERTAD


Es importante que todos estos cambios sean acompañados por la familia.


Escribe: CAROLINA RODRÍGUEZ - Médica Ginecóloga (MN. 138051
Gentileza: CENTRO DE DIAGNÓSTICO PARQUE


La pubertad es un proceso de crecimiento y desarrollo que suele traer interrogantes, angustia, ante las transformación del cuerpo de niña a mujer. Estos cambios no se producen todos juntos sino en diferentes etapas. Comienzan aproximadamente entre los 9 y 12 años, y 3 años después aparece la primera menstruación, que se llama menarca.
Todo comienza cuando en el cerebro se ponen en funcionamiento una serie de procesos que activan una glándula ubicada arriba de la nariz, llamada hipófisis, que produce sustancias que actúan en los ovarios y en las glándulas suprarrnales.
A su vez, estas sustancias llamadas hormonas, actúan sobre las mamas.
Aparece un “nodulito” debajo del pezón (botón mamaria) que a veces puede doler un poco y encontrarse primero de un solo lado, pero antes de los próximos seis meses aparece del otro lado también.
¿Qué pasa con el vello pubiano? Su aparición habitualmente coincide con el del botón mamario, hasta que aparezca la menstruación, cambiarán de talle de zapatillas y de pantalón varias veces y crecerán aproximadamente 7 cm en un año.
Es importante que todos estos cambios sean acompañados por la familia, en especial, por la madre, y siempre se puede recurrir a un ginecólogo/a (incluso existen subespecialistas abocados específicamente a la ginecología infanto-juvenil) que acompañen este proceso.
De esto se desprende cuando es el mejor momento para consultar con el médico ginecólogo.
Es una inquietud habitual de las madres saber cuál es el momento óptimo para que sus hijas concurran por primera vez a una consulta ginecológica. Si bien no hay una edad determinada, y mucho depende de las características personales de cada niña, es recomendable que se realice antes de su primera menstruación, alrededor de los 10 años.
La primera menstruación es un acontecimiento de gran importancia en la vida de la joven, de su mamá y la familia. Significa el inicio de una nueva etapa de la vida y la rafirmación de su identidad femenina.
Estar preparada, contar con información y una actitud positiva de alegría y salud, contribuirán a darle seguridad y respaldo para su crecimiento.
En la primera consulta podrá compartir dudas y fantasías sobre el funcionamiento de su cuerpo y los cambios que se irán produciendo en el mismo. Es importante para ella saberse sana y normal, y no preocuparse respecto de sentirse distinta de amigas y compañeras de su edad que estén mas adelantadas o atrasadas respecto de su desarrollo.
También será de utilidad para sus padres poder conocer este proceso, preguntar por sus propias dudas y así poder acompañar el crecimiento de su hija, qu generalmente provoca cambios en los vínculos familiares.La consulta con la/el ginecóloga/o infanto juvenil incluirá los controles básicos de salud: peso, talla, ritmo de crecimiento, vacunación, etc. Se realizará un cuidadoso examen físico para evaluar en qué momento de su desarrollo puberal se encuentra la niña. Habitualmente no es necesario realizar ninguna práctica médica invasiva ni dolorosa.
Se hablará del cuidado del cuerpo, de la necesidad de un adecuado ejercicio físico y balanceada alimentación, así como de los hábitos de higiene en general y los relacionados con sus menstruaciones en particular.
También se estimulará la adopción de hábitos saludables respecto de horarios de comer, dormir, estudiar, mirar televisión, etc.
En otras ocasiones esa primera consulta se ve postergada hasta más entrada la adolescencia donde las inquietudes de las jóvenes son otras y otro es el control y el asesoramiento que se realiza.
Según el motivo de consulta, si es control del desarrollo puberal cada seis meses a un año, según la situación, se evaluará en cada caso, es importante el acompañamiento que realicemos durante este proceso de crecimiento y desarrollo, donde las nenas lo viven con mayor naturalidad y se acostumbran a concurrir al ginecólogo y crearán un hábito saludable de realizar un chequeo anual en la edad adulta, con los respectivos estudios que necesitarán según edad (Pap/Colonoscopia-Ecografía mamaria – Ecografía ginecológica, etc.)

Consultas:
Campana 3252/72 - Villa del Parque
Tel. 4505.4300/4350
consultas@diagnosticoparque.com.ar

No hay comentarios:

Publicar un comentario